Métodos anticonceptivos

Vivir y disfrutar de la sexualidad plenamente y elegir un método anticonceptivo para cuidarte es tu derecho.

La salud sexual y reproductiva comprende la capacidad de disfrutar de una vida sexual satisfactoria y la libertad de decidir tener hijos o no, con quién, cuándo y con qué frecuencia.

Disfrutar del placer seguro y responsable significa vivir una sexualidad plena y placentera y cuidarte para evitar embarazos no deseados o no planificados, prevenir el VIH y las infecciones de transmisión sexual.

Todos los métodos anticonceptivos se brindan gratuitamente en Centros de Salud y Hospitales. Consultá con tu médico/a.

¿Cuáles son los métodos anticonceptivos? 

Preservativo

El preservativo, tanto masculino como femenino, evita que los espermatozoides lleguen al óvulo y previene las infecciones de transmisión sexual como el VIH y el virus Zika.

Se debe usar un preservativo nuevo en cada relación o encuentro sexual vaginal, anal u oral.

El preservativo -usado correctamente- es el único método que previene las infecciones de transmisión sexual, además de embarazos no deseados.

Pasos para su colocación:

  1. Revisar la fecha de vencimiento. Abrirlo con cuidado para que no se rompa y no usar para ello elementos cortantes ni los dientes.
  2. Apretar la punta para sacar el aire antes de apoyarlo en el pene erecto, porque si queda inflada se puede romper durante el acto sexual.
  3. Mantener la punta apretada mientras lo desenrollás hasta la base del pene. No usar vaselina, aceite o crema de manos. Eso estropea el preservativo. Usar lubricantes al agua.
  4. Después de la eyaculación, retiralo con el pene todavía erecto. Es importante tener cuidado de que no se derrame el semen.
  5. El preservativo debe ser usado una sola vez y descartado. Tiralo a la basura, no al inodoro.

Si se rompe durante una relación sexual, podés recurrir a la anticoncepción de emergencia. También, si tenés dudas sobre posibles riesgos, no dejes de consultar con tu médico y hacete un test de VIH.

En todos los centros de salud y hospitales de la ciudad se puede retirar preservativos gratuitamente.

preservativo

Pastillas anticonceptivas

Los anticonceptivos orales -pastillas anticonceptivas- son un método hormonal que actúan impidiendo la ovulación. Es un método seguro a la hora de evitar un embarazo, pero no protege de las infecciones de transmisión sexual, para esto debe usarse también un preservativo.

Las pastillas deben comenzar a tomarse por primera vez el primer día de la menstruación. Hay que acordarse de tomarlas todos los días porque, en caso de olvido, puede disminuir su eficacia.

Algunas pastillas están indicadas específicamente durante la lactancia o para tratamientos especiales.

Pastillas anticonceptivas

Implante subdérmico

El implante subdérmico es un método anticonceptivo hormonal que se coloca en el brazo de la mujer y dura 3 años.

Es una varilla del tamaño de un fósforo que se coloca debajo de la piel del brazo de la mujer y va liberando hormonas lentamente por 3 años, evitando así la ovulación y, por lo tanto, los embarazos.

Debe ser colocado por un/a médico/a en el consultorio, no duele, y debe controlarse una vez al año, durante tus controles ginecológicos habituales.

Este método tampoco protege contra las infecciones de transmisión sexual, para esto debés utilizar también un preservativo.

Inyectables

Son inyecciones que se aplican mensualmente en una enfermería o farmacia y van liberando hormonas.

Deben aplicarse por primera vez el primer día de la menstruación y luego aplicarse todos los meses el mismo día del calendario.

El efecto es el mismo que con las pastillas anticonceptivas, pero su ventaja es que no se toman diariamente y evita así los inconvenientes que pueden tener: el olvido de las pastillas, vómitos o diarrea y toma de algunos antibióticos.

Dispositivo Intrauterino (DIU)

También se lo conoce como “espiral”. Es un pequeño dispositivo que es colocado por el/la  médico/a dentro del útero de la mujer en el consultorio.

Dependiendo del modelo, dura entre 3 y 10 años, aunque hay que controlar que esté bien colocado una vez por año, durante tus controles ginecológicos habituales.

El DIU impide que los espermatozoides lleguen al óvulo, y, por lo tanto, impide los embarazos, pero no protege de las infecciones de transmisión sexual. Para esto también se debe usar un preservativo.

Por otro lado, un dispositivo similar, el Sistema Intrauterino de liberación de progesterona (SIU) además de los efectos del DIU, libera hormonas.

DIU

Ligadura Tubaria

Es un método anticonceptivo femenino permanente que se realiza mediante una cirugía que consiste en ligar y cortar las trompa de Falopio. Cuando las trompas están cortadas o tapadas, el óvulo no puede llegar o bajar al lugar de la fecundación, y por lo tanto, el embarazo no se produce.

Con esta operación la mujer sigue ovulando y, por lo tanto, menstruando ya que esta cirugía no provoca cambios hormonales.

Vasectomía

Es un método anticonceptivo masculino permanente que se realiza mediante una cirugía que consiste en cortar una parte de los conductos que transportan los espermatozoides.

Después de una vasectomía -efectiva a partir de los 64 días- los espermatozoides no pueden salir de los testículos y, por lo tanto, no puede producirse la fecundación del óvulo. Es una cirugía ambulatoria que puede ser realizada con anestesia local en un consultorio.

Con este método, el hombre sigue eyaculando normalmente, sólo que el líquido que expulsa no tiene espermatozoides, pero conservará la forma y color. La operación tampoco afecta la erección ni el goce sexual.

Ambos son procedimientos quirúrgicos voluntarios y, en la mayoría de los casos, son irreversibles. La decisión siempre depende de la persona (mayor de 18 años), más allá de la recomendación médica.

Píldora de emergencia

En caso de no haber utilizado protección, no haberla utilizado correctamente, rotura de preservativo u otro inconveniente, es posible recurrir a la anticoncepción de emergencia. La misma no debe ser utilizada como método anticonceptivo habitual.

Las píldoras de anticoncepción de emergencia (PAE), deben ser ingeridas dentro de los 5 días siguientes a una relación sexual no protegida, aunque dentro de las 12 a 72 hs es más efectiva.

En caso de violación también se utiliza. Acercate de inmediato a una guardia.

Es un anticonceptivo, por lo tanto su mecanismo de acción no es abortivo. De hecho, en el caso de que se haya producido la fecundación, esta pastilla no provocará la pérdida del embarazo.

En todos los centros de salud se puede solicitar gratuitamente la anticoncepción de emergencia. Allí, además podés hablar con tu equipo de salud.